jueves, 11 de junio de 2015

CRÍTICA PHOENIX (2014)



PHOENIX (2014), CHRISTIAN PETZOLD

Reparto: Nina Hoss, Ronald Zehrfeld, Uwe Preuss, Nina Kunzendorf, Michael Maertens, Uwe Preuss, Imogen Kogge, Eva Bay, Kirsten Block, Megan Gay, Valerie Koch.



Valoración: 6.5 / 10



VINO DE ENTRE LOS MUERTOS, PERO NO DA VÉRTIGO.

Por Lucía Pérez García



A Petzold parece no darle mucho “vértigo” revisionar (sin copiar) las obras maestras clásicas. Ya en ‘Jerichow’ (2008) ponía la mirada en ‘El Cartero Siempre Llama Dos Veces’ (Tay Garnett, 1946). La obra maestra de Hitchcock -y mejor película de la historia- ha sido ahora su principal inspiración.



La referencia al maestro del suspense es, pues, obligada. Una mujer que parece venir de entre los muertos, que toma una falsa identidad, una mujer, para más inri, rubia. Un hombre que, a modo de Pigmalión, se empeña en esculpirla a imagen y semejanza de la mujer de su pasado. Un poco de suspense y algún que otro detalle interesante, como las miradas entre los protagonistas (esos ojos enormes de Nina Hoss) o la escena final, resumida en una canción.




Pero, a pesar de ello, ‘Phoenix’ no deja de ser una película alemana de pies a cabeza: sin manierismos ni florituras, los planos justos y necesarios, la atmósfera fría y gris del norte, la aparente lentitud, la guerra y sus consecuencias, tanto físicas y psicológicas como morales…una película inconfundible de Christian Petzold con su actriz fetiche Nina Hoss, que aporta a cualquier personaje una identidad especialmente profunda.



Quizás no sea el mayor logro del cineasta alemán -‘Barabara’ (2012) dejó el listón bien alto-, pero la inteligencia y el talento de Petzold siempre son bien recibidos.



ç

No hay comentarios:

Publicar un comentario