viernes, 6 de marzo de 2015

CRÍTICA EN TERCERA PERSONA “THIRD PERSON” (2014)



EN TERCERA PERSONA “THIRD PERSON” (2014)  PAUL HAGGIS

Reparto: Liam Neeson, Mila Kunis, Adrien Brody, Olivia Wilde, James Franco, Moran Atias, Maria Bello, Kim Basinger, Riccardo Scamarcio, Caroline Goodall, David Harewood, Loan Chabanol.



Valoración: 5.5 / 10



EL TRIÁNGULO QUE QUERÍA SER CUADRILÁTERO Y SE QUEDO EN UN SIMPLE ÁNGULO RECTO.

Por Lucía Pérez García





El mundo es un pañuelo metido en un bolsillo en el que todos estamos atrapados a merced de la mano del propietario de la chaqueta. Quizás por eso las películas de historias y vidas cruzadas son tan enórmemente tristes. Los pañuelos sirven para dos cosas: sonarse los mocos, o secarse las lágrimas. 




Paul Haggis guarda en su bolsillo toda una tienda de pequeños mundos envueltos en frágiles pañuelos de papel. De esos que a la más mínima hacen ‘Crash’ y se rompen en cientos de pedacitos pegajosos y voladores. Le gusta fastidiar a las Parcas jugando a hacer nudos con los hilos de las vidas humanas. Le gusta martirizar a sus personajes y enredarlos en situaciones sin salida. Le gustan los dramas supuestamente lacrimógenos en los que las lágrimas, en lugar de caer en vertical, dibujan formas oblicuas. Pero los pañuelos de papel son de usar y tirar. Si usas dos veces el mismo, corres el peligro de ensuciarte. Y si los usan terceras personas…ni te cuento.



Ni el reparto coral ni el intento de repetir el éxito de ‘Crash’ (2004) hacen de ‘En Tercera Persona’ una película relevante. Más allá de la intriga creada en los primeros momentos y de alguna rescatable actuación (Lian Neeson fuera de “acción” o Mila Kunis y sus grandes ojos llorosos), la cosa se alarga innecesariamente debido a la planificación de las historias, algunas de las cuales quedan relegadas a dos o tres escenas y a meterse con calzador en los minutos finales, mientras que otras se reparten la mayor parte del metraje; y no precisamente por el diferente grado de interés de cada una, sino por un mal planteamiento.



Después de más de dos horas no puedes evitar quedarte con la sensación de que a este puzzle le faltan algunas piezas y de que otras están mal encajadas. Y te pregutarás: ¿Quién era en realidad la tercera persona?









No hay comentarios:

Publicar un comentario