domingo, 3 de abril de 2016

CRÍTICA DE ORGULLO + PREJUICIO + ZOMBIS (2016)

CUANDO JANE AUSTIN VOLVIÓ DE ENTRE LOS MUERTOS 
Por Lucía Pérez García 

Si Jane Austin se levantara de su tumba y volviera a escribir, de su mano descarnada y sin piel de novelista zombi no podría salir otra cosa que Orgullo + Prejuicio + Zombis. Si además le sujeta la pluma (porque estas criaturas a veces se caen a cachos) el escritor Seth Grahame-Smith (Abraham Lincoln, Cazador de Vampiros), ya está todo hecho. Solo hacía falta un director-guionista con la misma poca vergüenza y ganas de cachondeo. Entonces llegó Burr Steers, cuyo pasado como actor tarantiniano (Reservoir Dogs, Pulp Fiction) era toda una oportunidad. Lo que parecía un despropósito, e incluso un sacrilegio, ha acabado siendo la versión más bestia y entretenida del clásico. Una orgullosa película sin prejuicios y con no tantos zombies, apta para amantes de la literatura inglesa del siglo XIX, para fans de los no muertos y para los que ni lo uno ni lo otro. 


En tiempos de apocalipsis varias y zombies muchos (de tiburones a castores), la película de Steers se coloca como la versión no muerta más intelectual, por aquello del clásico, y a la vez como la más accesible y espectacular, en el término más palomitero de la palabra. Bien encajada en la actualidad cinéfila y con la trama zombie insertada muy ingeniosamente, no deja de lado las historias y valores principales de la novela original. Aquí las señoritas cuentan entre sus cualidades el aprendizaje de técnicas de lucha milenarias y los caballeros se alistan el ejército para matar, ¡oh! paradojas de la vida, a una panda de muertos. Pero no por ello dejan ellas de ser elegantes, delicadas y enamoradizas; y ellos de prepararse para mantener la herencia de la familia. Los orgullos, el prejuicio y las falsas apariencias e impresiones están a la orden del día. Mucho más que los zombies, que solo aparecen cuando tienen que hacerlo. Y cuando lo hacen, sube el pan... y las hermanas Bennet.


Todo funciona a la perfección. No solo por encima de las expectativas, sino incluso de ciertos elementos de la versión de 2005 de Joe Wright. Tan empalagosa aquella que ni los zombies se la comerían. El Mr. Darcy de Sam Riley suma a su frialdad y timidez un lado entre paródico y científico que lo hacen mucho más atractivo que el de Matthew Macfadyen. Lo mismo ocurre con Mr. Wickham, Mr. Bingley y Mr. Collins, principalmente con el primero. Un antagonista con mucha más maldad y muchos más secretos. Lady Catherine de Bourgh ya es el remate. Y las últimas escenas una perfecta guinda final que deja en un simple “aburrido” el último párrafo de la Austin. 


Diran que si la falta de ideas de Hollywood (en este caso, al ser una adpatación de Seth Grahame-Smith, sería de la literatura). La tacharán de innecesaria. Pero es la película perfecta para ver sin prejuicios aunque odies los zombies. Fuera el orgullo y que empiece el espectáculo. 

Valoración: 7 / 10 

ORGULLO + PREJUICIO + ZOMBIES, “PRIDE AND PREJUICE AND ZOMBIES” (2016) Director: Burr Steers 
Reparto: Lily James, Sam Riley, Bella Heathcote, Douglas Booth, Jack Huston, Charles Dance, Lena Headey, Matt Smith, Emma Greenwell, Janet Henfrey, Sally Phillips, Dolly Wells, Hermione Corfield, Raiden Integra, Millie Brady 
Género: zombies, comedia 
Duración: 108 min.


PRÓXIMAMENTE: No te pierdas el análisis de la BSO de Fernando Velánquez en De Fan a Fan 

3 comentarios:

  1. Un 7???... Te invitaron el preestreno???... Ufff... Cosa mala

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ajajajaja no sé, es que me he llevado un tiempo que no sé porqué, me venñian gustando las pelis reguleras. Además, creo que como la historia opriginal em parece empalagosisima, quizás ha hecho mucho. Y eso que odio los zombis!

      Eliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar